Técnicas para desarrollar la creatividad en tu negocio

Desarrollo de negocio

Las PYMES tienen que competir actualmente contra grandes empresas con más recursos, hecho que convierte en fundamental la creatividad y el trato al cliente. La frase “renovarse o morir” cobra gracias a Internet, un sentido amplio en todo negocio. Si no quieres ver a tu empresa en la parte descendente de su vida útil, lee los siguientes consejos.

 

Desarrollar la creatividad en tu negocio no es fácil. Al depender única y exclusivamente de las personas y su estado anímico,  hace imprescindible que el clima laboral sea el idóneo. Además debemos contar con los factores personales de nuestro equipo y por su puesto de su creatividad innata.

La mayoría de la empresas que requieren un ambiente altamente creativo como pueden ser las de publicidad, tienen espacios de trabajo poco convencionales con elementos que permitan desarrollar esa faceta; zonas de juegos, cafetería, zonas de relax, sala de cine, etc. También promueven la conciliación laboral y familiar con horarios muy flexibles o reuniones de trabajo en espacios diferentes, fuera del ámbito laboral. Tú puedes replicar algunos de estos elementos para mejorar la parte anímica y con ello, la creativa.   

Tu equipo debe sentir que están siendo escuchados y sus ideas son ejecutadas. Si consigues que cada persona se sienta único y especial, estarás fomentando la creatividad. Será el momento idóneo para pedir propuestas mediante por ejemplo, un Brainstorm.  Estas sesiones son muy productivas en los contextos adecuados, normalmente solo se invita a estas sesiones a las personas responsables de los proyectos, pero una buena estrategia es hacer partícipes a todos los empleados de la empresa aunque solo sea una o dos veces al año

No siempre es sencillo potenciar la creatividad y por ello tienes que animar al equipo a vivir experiencias nuevas, que hagan obtener una perspectiva de la vida diferente a la rutina diaria. Para ello puedes hacer excursiones, deportes de aventura, reuniones informales en lugares sorprendentes o incluso viajes de desconexión. La monotonía es la antítesis de la monotonía y por ello debes luchar para que no se produzca entre tu equipo.

Por último recuerda que si eres el líder de tu equipo y quieres crear un clima desinhibido, tendrás que perder el miedo al ridículo con ejemplos incluso descabellados para fomentar el clima de cooperación y que nadie tenga miedo a dar ideas disparatadas.

 

 

Autor: Carlos de la Fuente Skinner 

 

blog-de-carlos-de-la-fuente-1

Los comentarios están cerrados.